Nuevos datos avalan la biopsia líquida para diagnóstico temprano de cánceres de mama, ovario y cerebral

Tres investigaciones, presentadas en la Conferencia de Investigación del Cáncer NCRI 2019, que se está celebrando en Glasgow, Reino Unido, han reforzado el papel de técnicas no invasivas, como el análisis sanguíneo, para detectar u orientar el diagnóstico de cánceres como el de mama, ovario o cerebrales como el glioma. Se trata de un nuevo paso en el avance de la biopsia líquida diagnóstica.

En el caso del cáncer de mama, investigadores del Centro de Excelencia para la Autoinmunidad en el Cáncer (CEAC) de la Universidad de Nottingham, en Reino Unido, indican que su diagnostico podría adelantarse hasta cinco años, antes de que exista sintomatología clínica, con un análisis de sangre a través del que se identifica la respuesta inmune del organismo a las sustancias producidas por las células tumorales.

En la misma conferencia, Garth Funston, investigador clínico de la Universidad de Cambridge, Reino Unido, ha vuelto a poner sobre la mesa el valor de medir en sangre los niveles de CA125 como herramienta útil para valorar la probabilidad de existencia de cáncer de ovario.  Aunque la prueba CA125 se usa en países de todo el mundo, el estudio presentado en la NCRI Cancer Conference es el primero con amplios datos que pone en valor esta prueba  como práctica general para evaluar a las mujeres con posibles síntomas de cáncer de ovario.

 

Nuevos datos avalan la biopsia líquida para diagnóstico temprano de cánceres de mama, ovario y cerebral